Seleccionar página

Herramientas gerenciales para potenciar el ejercicio odontológico

por | Jul 31, 2016 | Formacion

Herramientas gerenciales para potenciar el ejercicio odontológico

por | Jul 31, 2016 | Formacion

¿Quieres ampliar tu cartera de pacientes y no sabes qué hacer? Seguro eres uno de los que ha pensado ¿es posible convertir la odontología en un emprendimiento productivo? Claro que se puede. El reto está en desarrollar una estrategia de negocios flexible, próxima a la gente y sustentada en la innovación. Te comparto algunas herramientas gerenciales para potenciar el ejercicio odontológico.

Son muchas las veces que me preguntan: “Lolymar, ¿cómo puedo convertir mi consulta privada en un negocio realmente rentable?” “¿es posible emprender con éxito en medio de un contexto de crisis?”. Pensando en estas reiteradas preocupaciones que mis colegas más cercanos siempre me manifiestan, se organizó en el auditorio Colgate con la colaboración del Colegio de Odontólogos Metropolitanos, la conferencia: “Herramientas de Marketing. Planificación, Gerencia y Liderazgo en el ejercicio odontológico”.

Durante la actividad intercambiamos expectativas, dudas y experiencias sobre la forma más efectiva de potenciar la práctica odontológica. No hay secretos. El emprendimiento productivo es posible a través de estrategias de planificación y gerencia innovadoras, sustentadas en un liderazgo activo y motivacional. Te comparto algunas de las herramientas trabajadas en la conferencia, a manera orientativa:

El propósito fundamental de esta conferencia es la de brindar las herramientas necesarias al odontólogo para hacer de su consultorio un negocio exitoso y rentable. Para cumplir con esta meta, se abordan aspectos clave en materia de mercadeo y gerencia aplicados al ejercicio odontológico, que han probado ser altamente efectivas entre las clínicas dentales más reconocidas.

Planifica y organiza tu crecimiento

Para vender un servicio hay que comenzar a explorar 3 aspectos básicos: lo que se quiere vender, el público-cliente destinatario y los medios disponibles. Para ello es necesario aprender a planificar los objetivos y metas en función siempre de tus prioridades.

Recuerda: tus objetivos y metas deben ser flexibles, consistentes y realistas. Una buena manera de determinarlos es comenzar a preguntarte: ¿cuál es el valor agregado que puedo ofrecer en mi servicio?; ¿qué cosas me interesa diferenciar de la competencia?; ¿Mi emprendimiento es una marca personal o una empresa?; ¿cuáles son los recursos disponibles para materializar mi proyecto?

Diseña tu propio plan de negocios teniendo en cuenta los objetivos de crecimiento ya definidos y las metas fijadas. Siempre recomiendo:

01

TRABAJA TU ENTORNO

Siempre socializa lo que eres: genera confianza alrededor de la identidad de tu negocio. Lo importante es interiorizar que donde tú vayas eres la marca.

02

CREA ALIANZAS

Si quieres cambios visibles entonces focaliza tus esfuerzos en escalas locales. Crea o potencia tu lista de contactos, háblales de tus proyectos, comenta tus próximas iniciativas. Conversa con tus colegas cercanos y genera vínculos colaborativos, intercambia ideas productivas y fomenta actividades en conjunto.

03

COMPARTE TU EXPERIENCIA

Aprende a crear vínculos con tus pacientes y potenciales clientes, para ello: sé cercano, honesto y empático. En plena era digital las redes sociales ofrecen una plataforma indispensable. Utilízalas e intercambia experiencias a través de ellas. La idea es posicionar la identidad de tu emprendimiento a través de la web.

Gerencia de forma asertiva

Durante la conferencia insistí en: determinar las fortalezas y debilidades de tu empresa y del equipo de trabajo. Comienza revisando o diseñando los aspectos elementales de cualquier organización: misión, visión, objetivos, valores, estructura organizativa, entre otros. Si se trata de un pequeño emprendimiento o marca personal, entonces ajusta esos mismos elementos a tu propia escala.

Conoce e identifica las habilidades y competencias de tu equipo de trabajo, o de tus colaboradores habituales. Insisto: trabaja en red y de forma colaborativa, en el pasado quedaron los profesionales todopoderosos. La idea es distribuir y delegar competencias y responsabilidades, cada quien debe enfocarse en actividades donde se sienta cómodo y capacitado.

Sé un líder en tu consultorio

No hay un ejercicio profesional que demande tanto liderazgo que el nuestro. Desde que llegamos a consulta ejercemos influencia sobre terceros: “siéntese y abra la boca” “evite hacer esto y solo puede consumir aquello”. También orientamos y dirigimos el trabajo de nuestros equipos. El tema es la manera en que ejercemos esa influencia.

Un verdadero líder es consciente y responsable de sus atribuciones y límites, sabe responder con precisión frente a situaciones complejas que demandan respuestas asertivas. Te presente:

  • El liderazgo solo es posible y tiene sentido si se alimenta de un equipo humano que lo acompañe y potencie.
  • Los líderes deben poseer cualidades y atributos reconocidos por la comunidad. Vincula tu emprendimiento con tu comunidad y organiza jornadas odontológicas que los beneficie.
  • Siempre deja valor agregado en lo que hagas, además de diferenciarte de la competencia procura generar beneficios adicionales que ayuden a terceros y que te otorgue un carácter distintivo.

 

Potencia tu negocio y transforma la manera en que te relacionas con tus pacientes. Atrás quedaron los días del odontólogo distante y hermético. Si quieres construir un emprendimiento rentable y estable, entonces aprende a planificar y gerenciar de forma asertiva, flexible y empática. Hoy, además de odontólogos debemos ser líderes locales que inspiren positivamente.

Pin It on Pinterest

Share This